Mi eterna pelea con los transportistas: ahora Envialia

Como comenté al hablar de la incompetencia en un envío de Chronoexprés, parezco destinado a una continua pelea con las empresas de transporte. En esta ocasión el problema ha surgido con Envialia. De nuevo un pedido que debía llegar en 24 horas ha tardado más de una semana. La excusa: dos ausencias. Por supuesto sin dejar ningún tipo de papel de aviso ni haber llamado por teléfono. Los problemas con estas empresas siempre son por las mismas causas:


1. Los transportistas no llaman por teléfono antes de venir. Y me pregunto por qué. No será por una cuestión de costes, porque les sale mucho más rentable una llamadita de 30 segundos que repartir tres o cuatro veces por ausencia, con el gasto de gasolina y el tiempo de retraso acumulado que podrían dedicar a otros envíos. En general ninguno llama, y como excepción citaré al transportista de SEUR que reparte en mi zona, que siempre llama cuando ve algo erróneo en la etiqueta o si no estoy en casa a la primera. Esto le ha evitado más de una vez tener que volver, porque a veces no se está ausente sino que no oyes el portero automático porque está averiado, o estás en la terraza, o en la ducha. Y si tampoco se coge el teléfono porque se está ausente, cuando va a entregar la próxima vez, llama antes. ¿Por qué los demás no hacen lo mismo?

2. Los transportistas no dejan papel de aviso. Por lo visto, muchos se conforman con llamar al portero automático (a veces un sólo toque), y no dejan ningún papel justificante en el buzón o debajo de la puerta. El destino del paquete es la puerta de mi casa, no la de la urbanización. Y si no llaman, lo lógico es que dejen un papel de aviso.

Sin estos dos requisitos, es muy fácil para las compañías excusarse en las ausencias en caso de que el remitente reclame el importe por no cumplir los plazos. En este caso, un envío de 24 horas convertidos en nada menos que una semana.

Por cierto, no pongo el enlace a la web de Envialia porque es una auténtica trampa. Una página hecha en flash, no compatible con Firefox, que te cuelga el navegador y te pide un flashplayer más antiguo que el hambre. Su servicio telefónico de atención al cliente también es malo. En el número que dan te sale la típica operadora remitiéndote a la agencia local, y cuando llamas a la agencia local te sale un fax casi todo el día.

Una más a tachar de mi lista, y van tres: Transportes Ochoa, Chronoexprés y Envialia. A este paso, sólo voy a comprar por Internet si antes me garantizan que me lo envían por SEUR, ya que es la única que funciona bien en mi zona y cumple los plazos de envío.

Actualización 04/11/08: En un nuevo envío que me han realizado a través de Envialia el transportista sí me llamó antes y hubo una buena comunicación. A ver si siguen en esa línea.


Facebooktwitterredditpinterestlinkedinmail


Mi eterna pelea con los transportistas: ahora Envialia

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Acepto la política de privacidad y el aviso legal. *

Información básica sobre Protección de Datos

  • Categoría de datos: Usuarios, clientes y/o proveedores.

  • Responsable del fichero: Guillermo Pérez.

  • Finalidad: Gestión de los comentarios.

  • Legitimación: Interés legítimo / Consentimiento.

  • Destinatarios: No se cederán estos datos a terceros salvo obligación legal. Hospedaje en Godaddy Inc.

  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad o cancelación de sus datos, y limitación u oposición a su tratamiento o a retirar el consentimiento prestado.

  • Información adicional: Política de privacidad.